En Barrio Marítimo

 Los asistentes al Centro Municipal de Día para discapacitados motores severos tuvieron su festejo del día de la niñez rodeados de seres queridos, instituciones del barrio, globos, regalos y mucho amor. Los pequeños que eligen este espacio, que los abraza, contiene y ayuda a progresar, brindándoles tratamientos para mejorarles la calidad de vida, disfrutaron de esta jornada repleta de sorpresas y emociones.

La directora del Centro, Melisa Prieto, expresó: “Nos reunimos todos los años en esta fecha para festejar la infancia, y todos juntos compartimos juegos, hacemos sorteos y la pasamos muy lindo. Este lugar funciona hace 25 años, brindando servicios gratuitos a niños y niñas del distrito con parálisis cerebral. Tenemos un móvil propio con el que vamos a buscar a los chicos a la mañana y les brindamos kinesiología, terapia ocupacional, tenemos una enfermera durante toda la jornada y servicio de pediatría. Contamos con un SUM equipado, con paralelas, pelotas y demás, para que todos los chicos tengan su rehabilitación diaria”.

 Dentro de la sala donde se desarrollaron los festejos, Verónica Pérez, mamá de una de las niñas que asiste al Centro, manifestó: “Siempre la pasamos bien, nos juntamos todos los familiares de los niños, ella viene hace siete años, desde que tenía 3. Mili cambió un montón, es difícil elegir un Centro pero éste es el indicado, a ella le encanta venir. El lugar es gratuito y da mucha contención, estamos súper agradecidos con el Municipio. Las chicas que los atienden le dan mucho amor a todos”.

 En otro rincón del salón repleto de padres y pequeños, Débora Quintana, come un sanguchito junto a su hija Guadalupe: “Ella empezó a los tres años y avanzó muchísimo. Vivía en su mundo; ahora gatea, agarra cosas, se intenta parar, tiene habilidades que antes no tenía. Al ser constante la rehabilitación, cambió muchísimo a lo que era. Y es una nena que le encanta venir, hasta los fines de semana espera la combi”.

 El Centro de Día de la Municipalidad de Berazategui fue inaugurado el 18 de mayo de 1993 por el entonces intendente, Juan José Mussi, con el objetivo de atender a personas con discapacidad severa motora. Depende de la Secretaría de Salud Pública e Higiene municipal y está ubicado en calle 128, entre 50 y 51, del Barrio Kennedy Norte, Barrio Marítimo, Hudson.

 A través de un equipo interdisciplinario de kinesiólogos, pediatras y terapistas ocupacionales, entre otros, dentro de este espacio se trabaja en la rehabilitación y la integración social desde diferentes lugares. Actualmente, cuenta con 19 pacientes, todos ellos vecinos de Berazategui.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *